Baní, es un destino bordeado de grandes encantos

Al sur del país, a pocos kilómetros de Santo Domingo, se encuentra ubicado Baní, una de las ciudades más importante de la provincia Peravia, también conocida como la capital del sur.

Este hermoso pueblo se ha convertido en un destino de moda, y no es para menos, porque gracias a sus múltiples atractivos, que así lo ponderan, va robando el interés de los miles de turistas que visitan la isla.

Esta localidad, además, se destaca por sus aspectos gastronómicos, donde el mango es su protagonista y referente principal ante la promoción turística del destino. Aquí se cultiva el mejor mango dominicano.

Su oferta turística es impresionante y diversificada, y existen lugares que así lo ponderan. A continuación, les compartimos una lista aquellos lugares imperdibles que debes conocer al visitar el pueblo de Baní.

Uno de los proyectos que se está adueñando de todas las miradas y que apunta a fortalecer la oferta turística no solo de esta localidad, sino del país, es Puntarena, pues reúne las condiciones para ser el sitio turístico ideal del sur dominicano.

Entre los valores agregados más interesantes del proyecto está Casa Club Puntarena, situado a solo pasos de la playa, la mezcla perfecta entre belleza y confort. Entre sus amenidades está su piscina infínity, varios ambientes para socialización y unas vistas espectaculares, ideales para compartir en familia o entre amigos.

Asimismo, esta hermosa ciudad te invita a visitar y conocer su historia a través de sus diferentes museos. Entre los que está el Museo Archivo Histórico de Baní César González Celado, donde se guardan importantes documentos sobre la historia de Baní y de la República Dominicana. Allí podrás conectar con el pasado de este bello pueblo y adentrarte a la idiosincrasia de su gente.

Las Dunas de Baní, es otro de los atractivos imperdibles al visitar este pueblo. Estas inmensas montañas de arena se han convertido en un interesante atractivo turístico, consideras uno de los espacios naturales más bellos de República Dominicana. Su nombre original es Reserva Científica Natural Félix Servio Ducoudray.

El recorrido por las Dunas es impresionante y, uno de sus mayores atractivos, ya que se encuentran frente a una enorme playa bañada por las aguas del mar Caribe, son sus atardeceres.

Sus montañas superan los 35 metros de altura, sin lugar a duda este desierto caribeño impresiona a todo aquel que se aventure a recorrerlo, sus paisajes lo convierten en un auténtico monumento natural.

Esta parte del sur también posee hermosas y paradisiacas playas, entre ellas Salinas, de agua muy salada, de una preciosa arena color grisáceo, conocida por sus poderosas olas, las cuales son ideales para practicar windsurf.

Otro atractivo muy peculiar de Baní es el Santuario San Martín de Porres, un lugar para la peregrinación, construido en piedras por los creyentes de la comunidad de Las Tablas, siguiendo las orientaciones del sacerdote canadiense Roberto Hymusskm.

Este santuario es el lugar de júbilo de cientos de personas, no solo para hacer turismo, sino también para venerar al santo y pedir milagros. Es un lugar encantador que refleja el amor con el que fue construido.

Dentro de la capilla, se encuentra la figura de San Martín de Porres, entre pequeñas piedras, al lado de la Virgen de Fátima y la Virgen de la Altagracia.

En esta parte del sur también hay hermosas y paradisiacas, una de ellas es playa Salinas, un hermoso litoral de arena color grisáceo en la que se puede nadar en sus cristalinas aguas del mar Caribe. Es una playa excepcionalmente grande y desértica, es un lugar idóneo para la práctica del surf.

En efecto, Baní es uno de los pueblos más conservado de la República Dominicana, tanto por su singularidad, como por su belleza. Desde luego que es un lugar lleno de encantos como pocos en el país, al que no debes dejar de conocer.

Sepa más sobre: Destino en República Dominicana

Sepa más sobre: Baní, República Dominicana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × 3 =