República Dominicana exigirá vacunación anticovid en espacios cerrados y transporte público

República Dominicana exigirá a su población mayor de 12 años su carnet de vacunación «con por lo menos dos dosis» contra el covid-19 para ingresar a una serie de establecimientos en espacios cerrados y usar el transporte público, informó este viernes el Ministerio de Salud.

La tarjeta de vacunación deberá presentarse «para asistir de manera presencial a lugares de trabajo con espacios cerrados (…), centros de estudio de todos los niveles», públicos y privados, y lugares como restaurantes, bares y casinos, indicó el ministerio en una resolución.

El documento, difundido en redes sociales, detalla que el carnet, junto al documento de identidad, también será solicitado al momento de «utilizar cualquiera de los medios de transporte de uso público».

La medida, que además incluye comercios como tiendas, discotecas y centros comerciales, entrará en vigor a partir del 18 de octubre, según el ministerio.

La resolución apunta que la tarjeta de vacunación debe contar «con por lo menos dos dosis de la vacuna contra el COVID-19», pero no especifica si aplica para turistas o extranjeros que ingresen a la isla, donde el turismo es una actividad económica medular.

En caso de que las personas no estén inoculadas con la cantidad requerida de dosis «deberán presentar de manera recurrente una prueba PCR en original, cuyo resultado haya salido negativo, realizada máximo 7 días antes», señala el texto.

En situaciones «excepcionales», el ministerio otorgará un «permiso especial».

Con 10,5 millones de habitantes, República Dominicana ha vacunado con una primera dosis a 6.069.351 personas (57,8% de la población), con dos dosis a 4.907.894 (46,7%), y con una tercera dosis de refuerzo a 942.398 (8,9%), según la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

A la fecha, el país ha confirmado 364.252 casos de covid-19, con 4.065 defunciones, según cifras oficiales.

– Mascarillas y distanciamiento –
El uso de mascarillas sigue siendo obligatorio, así como el distanciamiento físico, agregó la resolución.

También, detalla el documento, «se podrán recibir personas solamente hasta el 75% de la capacidad total de los establecimientos de uso público».

La decisión fue tomada dos días después de que el gobierno ordenara poner fin el 11 de octubre al estado de emergencia y al toque de queda, vigentes desde hace más de un año para contener la pandemia del nuevo coronavirus.

Incumplir la medida puede acarrear desde el cierre de establecimientos hasta multas individuales qde un máximo de diez salarios mínimos, equivalentes a más de 2.000 dólares, según el documento.

La isla ha comprado alrededor de 34 millones de dosis: 14 millones de Sinovac, 10 millones de AstraZeneca y 10 millones de Pfizer, según cifras oficiales.

Desde junio pasado, comenzó la inoculación a menores de entre 12 y 17 años con la vacuna estadounidense Pfizer.

En medio de la campaña de vacunación, que incluirá a niños de 5 a 11 años, la isla ha recuperado un 80% del turismo que recibía antes de la pandemia.

Famosa por sus playas y riqueza cultural, República Dominicana recibió unos 6,4 millones de turistas en 2019, mientras que en 2020, año en que los hoteles, bares y restaurantes redujeron su actividad por las restricciones de la pandemia, se registraron solo unos 2,4 visitantes, una caída del 62,7%, según el Banco Central.

La actividad turística representó ingresos por más de 58.000 millones de dólares para el país entre 2010 y 2019, de acuerdo con la entidad bancaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14 − 6 =