Irene se convirtió en un ciclón tropical y su llegada es inminente

Se encuentra a 180 kilómetros al este de Punta Cana

La tormenta tropical Irene se convirtió hoy en el primer huracán de la temporada de ciclones del Atlántico en la costa norte de Puerto Rico al aumentar sus vientos máximos sostenidos a 120 kilómetros.

Sigue desplazándose hacia el oeste/noroeste a unos 19 kph, con vientos máximos sostenidos de 120 kph, según el último informe de la Oficina Nacional de Meteorología (ONAMET), quien además indicó que los vientos de tormenta se extienden a unos 240 kilómetros al noreste y al noroeste de su centro.

Las lluvias asociadas a este sistema comienzan a sentirse hacia la parte este de nuestro territorio y se extenderán al resto del país en la medida que Irene continúe desplazándose hacia el oeste/noroeste.

La ONAMET mantiene el aviso de condiciones de huracán desde Cabo Engaño hasta la Bahía de Manzanillo y el aviso de condiciones de tormenta tropical desde Cabo Engaño hasta Pedernales.Un aviso de huracán significa que en 36 horas o menos, al menos dos de los tres efectos asociados al ciclón Irene (vientos fuertes, marea de tempestad y lluvias intensas) podrían ocurrir en las zonas bajo alerta.

A las 6:00 de la mañana de hoy lunes el centro del huracán Irene fue localizado cerca de la latitud 18.4 norte y longitud 66.6 Oeste, esto es, a unos 180 kilómetros al este de Punta Cana.

La Onamet pronosticó Aguaceros, tronadas y ráfagas de viento para Santo Domingo y sus provincias.

Gobierno dice está preparado, abren refugios

El Gobierno dominicano anunció este lunes que está preparado para enfrentar los efectos del inminente paso por el país el lunes del huracan “Irene” y dispuso la apertura de 2,300 refugios y el almacenamiento de alimentos crudos para 1.5 millones de personas.

Las autoridades de socorro disponen, además, de 1.2 millones de raciones alimenticias cocidas y abundante agua potable para suministrarlas a los desplazados, según anunciaron tras una reunión encabezada por el presidente dominicano, Leonel Fernández.

Los organismos de defensa civil y meteorológicos dominicanos informaron que se espera que los efectos de Irene se empiecen a sentir a partir de la mañana de hoy en el país y que afecten prácticamente todo el territorio.

Las autoridades colocaron a 21 provincias y al Distrito Nacional en máxima alerta y dieron un grado menor a las restantes demarcaciones.

Asimismo, ordenaron la suspensión de la docencia en los planteles públicos y privados, además de iniciar evacuaciones preventivas en las provincias colocadas en alerta roja.

Hemos tomado todas las prevenciones de lugar, que tienen que ver con las evacuaciones, prevenciones que se han hecho en las zonas vulnerables donde se producen deslizamientos de tierra e inundaciones en todo el territorio nacional, dijo el portavoz del Gobierno, Rafael Núñez.

En sus pronósticos a cinco días, el CNH indicó que Irene perdería intensidad cuando se aproxime a Haití y Cuba, pero se fortalecería hasta transformarse de nuevo en un huracán muy cerca del sur del estado de Florida (EE.UU.), el próximo jueves en la tarde.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

17 + quince =